fbpx

La exportaciones argentinas a Brasil se desplomaron un -39% interanual en julio pasado, con ventas por US$ 550 millones, mientras que las importaciones cayeron en -19% al sumar US$ 700 millones. Se trata del intercambio bilateral más bajo desde 2004, y las proyecciones para 2020 no son las mejores: el intercambio con Brasil podría caer al punto tal que dejaría de ser el principal socio comercial de la Argentina.

De acuerdo con el desglose de las cuentas brasileñas realizado por Ecolatina, las importaciones que Brasil realizó en julio cayeron un -35% respecto del mismo mes de 2019. “Nuestro país siguió perdiendo participación en el mercado vecino”, explicaron.

Lo que explica esta situación, por un lado, es la apreciación del tipo de cambio real bilateral “que muestra un atraso cercano al 20%”, y por otro lado, que los principales embarques que realizamos a Brasil son manufacturas industriales (automóviles y autopartes), rubros “no esenciales” y con muy mala performance durante la pandemia.

Patrón industrial

“En la misma dimensión, las importaciones desde este origen cayeron -26% en julio, cuando a nivel agregado retrocedieron solo 3% i.a. Se verifica entonces cómo, el patrón de comercio de bienes industriales, buscado por la política económica de muchos años -unión aduanera del Mercosur, por caso-, producto de las potencialidades de agregado de valor que posee esta rama de actividad representa un problema durante la pandemia del Coronavirus”, explicaron en Ecolatina.

En lo que va del año, el déficit con Brasil alcanza los US$ 170 millones, “marcando un deterioro importante respecto al superávit de US$ 170 millones alcanzado entre enero y julio de 2019”.

“Además de la apreciación cambiaria comentada más arriba –continúa el informe– la otra novedad fue la entrada en recesión de la economía brasileña , que redujo drásticamente su demanda de productos argentinos (-32% interanual), en tanto que las ventas desde Brasil a nuestro país cayeron -14%. Como resultado, el flujo comercial cayó casi -30%.

“Proyectamos que el año podría cerrar con una contracción de nuestras exportaciones a Brasil no menor al -20%, en tanto que nuestras importaciones desde este país retrocederán cerca de -10%”, concluyó Ecolatina.

Revisión a la baja

Por su parte, Abeceb revisó a la baja también el saldo comercial para 2020 “tras conocerse que las importaciones desde Brasil recortaron en julio la caída interanual pero las exportaciones siguen sin mostrar una recuperación en el margen”.

La consultora estima un moderado déficit bilateral de US$ 200 millones, luego del superávit de US$ 230 millones registrado en 2019, “por primera vez en 16 años”. Respecto de las exportaciones, Abeceb prevé que cierre 2020 con una caída en las ventas a Brasil en -30% (para sumar US$ 7250 millones) y las importaciones un -27% (hasta alcanzar los US$ 7420 millones).

Las importaciones argentinas desde Brasil sumaron ya el séptimo mes consecutivo en retroceso, aunque a menor ritmo que el registrado en los meses previos (-30,8% en julio y -55,6% en mayo).

PBI 2020

“Nuestra estimación de PBI para la Argentina fue revisada levemente a la baja de un -11,6% al -11,9% actual mientras que la proyección para Brasil mejoró de -8,5% a -7,0%”, señaló Abeceb.

Luego, citando datos del Indec, proyectaron una disminución del flujo con Brasil del -29% para 2020, totalizando los US$ 14.670 millones.

“Con esta dinámica, Brasil no será en 2020 el principal socio comercial de Argentina, sino que será reemplazado por China, lo cual está asociado principalmente a un factor coyuntural que tiene que ver con la recuperación post pandemia más temprana en China (y los destinos asiáticos en general) que de Brasil y los otros socios latinoamericanos, todavía hoy foco epidemiológico del Covid- 19”, concluyó Abeceb.

Dejar un comentario