fbpx

Esta vez el plan de vuelo está pensado para que la industria aérea global pueda volver a operar.

La Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA, por sus siglas en inglés) presentó “Bioseguridad para el transporte aéreo: una hoja de ruta para reiniciar la aviación”. Se trata de una propuesta con una estratificación de medidas temporales de bioseguridad que contempla el proceso completo de un viaje y cuyo objetivo primordial es generar confianza por partida doble: en los gobiernos, para que habiliten la reapertura de las fronteras para los viajes de pasajeros, y en los pasajeros, para que vuelvan a volar después del coronavirus.

“No existe una medida única que reduzca el riesgo y permita un reinicio seguro de los vuelos. Pero las medidas de estratificación implementadas globalmente y reconocidas mutuamente por los gobiernos pueden lograr el resultado necesario”, dijo Alexandre de Juniac, Director General y CEO de IATA.

La irrupción del Covid-19 puso en cuarentena a la economía del mundo y el sector aéreo es uno de los más golpeados. Los expertos no dudan en asegurar que se trata de la crisis más grande en la historia de la aviación.

Con su propuesta, IATA busca conseguir la confianza de gobiernos y viajeros para restablecer cuanto antes la actividad del sector aéreo. Imagen de t_watanabe/Pixabay

Al mismo tiempo que las aerolíneas luchan por sobrevivir y superar el día a día, la industria se esfuerza por diseñar un plan que permita restaurar la conectividad aérea lo antes posible, conscientes de que para que la iniciativa funcione debe ser aceptada por la comunidad internacional y que ello implica armonizar procedimientos, reconocimiento mutuo y estrecha colaboración entre los gobiernos y la industria.

Paso a paso

La “hoja de ruta” de IATA contempla 4 etapas:

Antes del vuelo

  • IATA propone que los gobiernos recopilen los datos de los pasajeros antes del viaje, incluida la información de salud, lo que debe lograrse utilizando canales probados como los que se utilizan para otorgar las visas electrónicas o los programas electrónicos de autorización de viaje.

En el aeropuerto de salida

Esta etapa tiene varios subcapítulos (IATA las denomina “capas de medidas de protección”):

  • Límite. El acceso al edificio de la terminal debe restringirse de modo exclusivo a los trabajadores del aeropuerto y las aerolíneas, y a los viajeros. La única excepción será para quienes acompañan a pasajeros con discapacidad o a menores de edad.
  • Chequeo. En los puntos de entrada al edificio de la terminal, personal gubernamental capacitado realizará control de temperatura.
  • Separación. Establecer medidas para el distanciamiento físico a través de todos los procesos que debe cumplir el pasajero, incluida la gestión de filas.
  • Protección. Uso obligatorio de cubiertas faciales para pasajeros y máscaras para el personal de acuerdo con las regulaciones locales.
  • Automatización. Opciones de autoservicio para el check-in utilizado por los pasajeros tanto como sea posible para reducir los puntos de contacto y las filas. Esto incluye el check-in remoto (tarjetas de embarque impresas electrónicas / domésticas), entrega automática de valijas (con etiquetas de equipaje impresas en el hogar) y auto embarque.
  • Adecuación. El abordaje debe ser lo más eficiente posible (se propone el rediseño de las áreas donde se encuentran las puertas de embarque), establecer prioridades de abordaje para reducir la congestión, y limitaciones al equipaje de mano.
  • A fondo. Limpieza y desinfección de las áreas de alto contacto de acuerdo con las regulaciones locales. Esto incluye una amplia disponibilidad de desinfectantes para manos.

En vuelo

  • Cubiertos. Los pasajeros deberán usar cubiertas faciales y la tripulación, máscaras no quirúrgicas.
  • Cambios. Simplificación del servicio de cabina y catering preenvasado para reducir la interacción entre los pasajeros y la tripulación.
  • Reordenamiento. Reducción de las reuniones de pasajeros en la cabina, por ejemplo al prohibir las colas para los baños.
  • Refuerzo. Limpieza profunda mejorada y más frecuente de la cabina.

En el aeropuerto de llegada

  • Chequeo. Control de temperatura por parte de personal gubernamental capacitado si así lo requieren las autoridades
  • Tecnología. Procedimientos automatizados para el control aduanero y fronterizo, incluido el uso de aplicaciones móviles y tecnologías biométricas (que ya han sido comprobadas y están en uso en varios países).
  • Velocidad. Acelerar el procesamiento y reclamo de equipaje para permitir el distanciamiento social al reducir la congestión y las filas.
  • Tracking. Se espera que los gobiernos establezcan declaraciones sanitarias y un seguimiento eficiente a través del contacto con quienes ingresan al país para reducir el riesgo de las cadenas de transmisión importadas.

Desde IATA destacan que estas medidas deberían ser “temporales, revisadas regularmente, y reemplazadas cuando se identifiquen o eliminen opciones más eficientes en caso de que sean innecesarias”.

Las diferentes iniciativas de seguridad para que el sector aéreo pueda volver a operar buscan evitar que esta imagen vuelva a repetirse. Foto de Ich bin dann mal raus hier/Pixabay

Dos aceleradores

Según explican en IATA, hay dos cuestiones que podrían cambiar de manera importante todo lo anterior hasta tanto se logre una vacuna contra el Covid-19: los testeos rápidos y el Pasaporte de inmunidad o sanitario.

Desde la organización argumentan que los test serían de utilidad y aceptables cuando estén disponibles para resultados escalables, precisos y rápidos, y que ese tipo de prueba al comienzo del proceso de viaje permitiría crear un ambiente seguro de viaje, lo que tranquilizaría a los viajeros y a los gobiernos.

Respecto del Pasaporte, en IATA admiten que apoyarían el desarrollo de ese tipo de documento en el momento en que los mismos cuenten con respaldo médico y gubernamental.

En ese sentido, en uno de los intentos para retomar la actividad de manera segura, la Organización Mundial del Turismo informó que está desarrollando, por medio de una aplicación, un pasaporte de salud, que los pasajeros deberán mostrar en los aeropuertos antes de embarcar.

Durante una conferencia de prensa virtual con medios de todo el mundo, De Juniac aprovechó para recordar que IATA rechaza la posibilidad de instrumentar el distanciamiento social a bordo y las medidas de cuarentena que algunos gobiernos han impuesto o planean imponer a los viajeros que lleguen a sus países.

Necesidad económica

¿Por qué la “urgencia” en reactivar la actividad?

Nick Careen, Vicepresidente senior de Aeropuertos, Pasajeros, Carga y Seguridad de IATA recordó que el sector de la aviación es uno de los grandes impulsores de las economías en el mundo (aporta alrededor de 2700 millones al PBI global); es un creador de empleos (por cada uno de los 25 millones de puestos de trabajo en la industria de las aerolíneas, se generan otros 24 en la economía en general); permite el comercio (si se toma en cuenta el valor de lo transportado, mueve el 35% de los bienes del mundo); facilita la asistencia sanitaria y de emergencia, y será un motor clave en la recuperación económica mundial post pandemia.

3 comentarios

  • […] “La industria del transporte aéreo está implementando los más altos niveles y protocolos en bioseg…. Hemos pasado de recomendaciones conceptuales a la implementación de acciones concretas adoptadas por el Consejo de la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI) y contenidas en un documento titulado “Despegue: guía para los viajes aéreos tras la crisis de salud pública de Covid-19”, elaborado por el grupo de trabajo de recuperación de aviación (CART), a través de amplias consultas con países y organizaciones regionales, unidas a los criterios de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y grupos clave de la industria”, destacaron en un comunicado IATA, ACI y ALTA. […]

  • claudia caruso dice:

    a mi hijo le cancelaron sus tickets por el covid y tanto la agencia que vendió la ida BUE-LON y la aerolínea que vendió la vuelta BCN-BUE prometieron reintegrar el costo de los mismos. Hacen ya 4 meses del reclamo, Almundo dice que pueden ser 180 dias para la devolución y Norweggian ni siquiera tiene la linea telefonica que tenía. Alguien se hará cargo por lo menos d sancionarlos?

  • […] En el comunicado del Grupo, bajo el título de “Entidades no incluidas en la solicitud”, se explica que “las entidades de Latam en Argentina, Brasil y Paraguay no están incluidas en la solicitud del Capítulo 11”, se añade que las entidades de Latam en Brasil “continúan conversaciones con el gobierno brasileño con respecto a los siguientes pasos, buscando apoyo financiero para las operaciones del grupo en Brasil”, y destacan que “independientemente de si están incluidas en la solicitud o no, todas las compañías del Grupo continuarán operando en la medida que lo permitan las restricciones de viajes y la demanda”. […]