fbpx

El Consorcio de Gestión del Puerto de San Pedro culminó la campaña de dragado de mantenimiento de la terminal, luego de la licitación ganada por Compañía Sudamericana de Dragados que aplicó a los trabajos la draga Alvar Núñez Cabeza de Vaca.

Dos particularidades caracterizaron esta última obra en el puerto sampedrino: en primer lugar, y por primera vez desde 2012, la administración portuaria fondeó con recursos propios la obra, sin necesidad de recurrir a la asistencia nacional, provincial o de los operadores privados.

En segundo lugar, la obra apuntó a posicionar el puerto bonaerense como alternativa ante la grave bajante que sufre el sistema de navegación troncal.

Sucede que el Puerto San Pedro es el último puerto –desde el acceso al sistema, hacia el norte– que se encuentra antes de los pasos críticos Los Ratones, Las Hermanas y Paraguayo.

Oportunidad

“Aprovechamos el dragado para posicionar el puerto de San Pedro ya que los buques que cargan al norte, como Ramallo o San Nicolás, bajan con menos carga por la bajante. Y como estamos antes de los pasos críticos, podemos potenciar nuestro puerto para captar esos buques y que puedan completar carga en San Pedro. Lo resolvimos en tiempos muy rápidos gracias a la habilitación de la Subsecretaría de Puertos y Vías Navegables”, indicaron fuentes del consorcio portuario a Trade News.

El Puerto de San Pedro viene operando con carga de cereales (specialties) a cargo de Grobocopatel Hermanos en Terminal Puerto San Pedro. “En el primer trimestre operamos más de 300.000 toneladas, que es una cifra récord para el puerto”, señalaron.

En tanto, en el muelle de cargas generales, mientras se continúa la búsqueda de nuevas cargas para diversificar los embarques y optimizar la infraestructura logística que tiene la terminal, se embarcaron azúcar a granel y porotos, en lo que va del año.

Dejar un comentario