fbpx

El senador Jorge Taiana (Frente de Todos – Buenos Aires) presentó un proyecto de comunicación para que el Ejecutivo informe sobre la situación de los pliegos y la licitación de la concesión del dragado y mantenimiento de la hidrovía Paraná-Paraguay, cuyo contrato actual vence en mayo de 2021.

Taiana advirtió que la Administración Macri “dio a conocer los pliegos preliminares” para la presentación de ofertas con “información detallada de la situación económica de la actual concesión y se propone un plan de obras para el futuro”.

En tal sentido solicita se dé a conocer, entre otras cosas, la fecha de inicio del proceso licitatorio, información actualizada de los pliegos preliminares y la comunicación “de los pliegos aprobados”, si contempla la participación del Estado nacional y las provincias ribereñas “en el marco normativo e institucional de la futura concesión”, al tiempo que reclama información sobre “la ecuación económico-financiera de la futura concesión” y “el plan de obra previsto” con sus respectivos costos, beneficios e impacto ambiental.

Asimismo, plantea la necesidad de que se informe cuestiones técnicas vinculadas a la posibilidad de profundizar la vía navegable, los costos de acuerdo con la sedimentación y la alternativa del Paraná Guazú. Por otro lado, extiende el planteo a la profundización del Canal Emilio Mitre y al acceso al puerto Buenos Aires.

El legislador planteó además especial interés en las demoras que existen en el sistema, y la seguridad vinculada al tráfico creciente.

Transbordo

De acuerdo con la información pública existente, por esa vía fluvial circulan anualmente 4600 embarcaciones que transportan alrededor de 125 millones de toneladas de nuestra producción agropecuaria e industrial, exportándose el 75% del comercio exterior argentino. De la información pública provista surge que 110 millones de toneladas corresponden a graneles líquidos y sólidos, y sólo el 30% de ellas son transportadas por buques cuyo calado es igual o menor a 34 pies, el máximo actual de la vía fluvial. Esto obliga al transbordo de mercaderías aumentando los costos de los fletes”, desarrolló en su texto Taiana.

“No hay información –advirtió– sobre si se encuentra contemplada la participación del Estado Nacional y las Provincias ribereñas dentro del marco normativo e institucional de la futura concesión de la vía fluvial”. Esta cuestión, no obstante, no estuvo contemplada en el proyecto de la administración anterior. Más bien fue un planteo realizado por el presidente Alberto Fernández a gobernadores de las provincias con litoral fluvial. 

El puerto de Montevideo

El texto de Taiana excede el mero planteo hidroviario y no centra su preocupación exclusiva en la competitividad agroindustrial o en las ventajas para los productores por contar con un sistema más eficiente.

En efecto, al analizar la situación de la red troncal y del Canal Punta Indio “frente al puerto de Montevideo”, vuelca sus preguntas hacia el plano geopolítico.

“Todos los buques ingresan y egresan por el Canal Punta Indio. Para llegar al puerto de destino deben comunicarse primero con Control Montevideo para que la autoridad marítima uruguaya pueda ordenar el tráfico en espera y luego interviene la autoridad marítima argentina a través de Recalada y el Contrase (de Prefectura), que autoriza la navegación cuando el buque tiene asignado el sitio en su puerto de llegada”, explica el senador.

“Más de 100 buques se encuentran fondeados en zona de espera, y a causa de la densidad del tráfico los buques quedan allí varados muchos días, tiempo durante el que demandan diferentes servicios como practicaje, combustible, agua potable, cambios de tripulación, asistencia sanitaria, autoridades, inspectores de cargamento, alimentos y provisiones de todo tipo, servicio de aduana, alijos de carga, repuestos y mantenimiento de los buques y otros muchos más, que son provistos en el puerto de Montevideo, calculándose en 100/150 millones de dólares anuales el valor de esas prestaciones”, añadió.

Adhesiones

El proyecto se encuentra girado a la Comisión de Infraestructura, Vivienda y Transporte, y ya cuenta con las adhesiones de los senadores Teresa González (Formosa); Adolfo Rodríguez Saá (San Luis); María de los Ángeles Sacnun (Santa Fe); Oscar Parrilli (Neuquén); Beatriz Mirkin (Tucumán); José Uñac (San Juan), y Cristina del Carmen López Valverde (San Juan).

Taiana preside la Comisión de Relaciones Exteriores y Culto de la cámara alta, al tiempo que es vocal de las comisiones de Presupuesto y Hacienda; Economía Nacional e Inversión; Agricultura, Ganadería y Pesca; Ciencia y Tecnología, y la bicameral permanente Revisora de Cuentas.