fbpx

La empresa logística Deutsche Post DHL Group está incrementando el ritmo de descarbonización de sus operaciones.

La compañía alemana invertirá 7000 millones de euros (Opex y Capex) en los próximos 10 años en acciones tendientes a reducir sus emisiones de CO2, entre ellas, el uso de combustibles alternativos para la aviación, la ampliación de la flota de vehículos eléctricos de cero emisiones y los edificios climáticamente neutros.

DHL se fijó el objetivo de “cero emisiones” para 2050, iniciativa que lanzó hace 4 años. No obstante, reforzó el compromiso para lograr reducir significativamente sus emisiones de gases de efecto invernadero antes de 2030, en conformidad con el Acuerdo Climático de París.

Megantendencias

El CEO de la compañía, Frank Appel, resaltó: “El Covid-19 reforzó una vez más las principales mega tendencias de nuestro tiempo: la globalización, la digitalización, el comercio electrónico y la sustentabilidad, que son los cuatro motores de nuestra ‘Estrategia 2025’. La sustentabilidad es el desafío más apremiante y, con nuestra hoja de ruta, promovemos explícitamente los Objetivos de Desarrollo Sustentable de las Naciones Unidas”.

DHL inició en 2008 con las medidas de reducción de emisiones de CO2, transformándose en 2017 en la primera empresa logística del mundo en establecer el objetivo de reducir a cero sus emisiones de gases de efecto invernadero para 2050.

Acciones

Para las distancias cortas y la última milla, el Grupo sigue impulsando la electrificación de su flota de vehículos. Para 2030, el 60% de los vehículos de reparto de última milla en el mundo serán impulsados eléctricamente, por lo que habrá más de 80.000 vehículos eléctricos circulando. En 2020, la cifra era del 18%.

En los trayectos más largos, especialmente en el transporte aéreo, las medidas se orientan al desarrollo y el uso de combustibles producidos a partir de energías renovables. Para 2030, al menos el 30% de la demanda de combustible en la aviación y el transporte de línea habrá de cubrirse con combustibles sustentables. Además, el Grupo está invirtiendo en inmuebles respetuosos con el medio ambiente (oficinas, centros de clasificación de correo y paquetería y almacenes logísticos). Todos los edificios nuevos que se construyan serán neutrales desde el punto de vista climático.

En este sentido, Appel mencionó: “Las alternativas de combustible sustentable y limpio son elementales para una logística climáticamente neutra en un mundo globalizado. En el transporte aéreo, en particular, podrían ayudar a reducir las emisiones de CO2. Precisamente por eso participaremos aún más intensamente en iniciativas y fortaleceremos el intercambio entre las industrias para desarrollar globalmente una estrategia y estándares en este sentido. Una cosa es cierta: solo aunando fuerzas entre países y sectores conseguiremos un progreso verdaderamente sustentable en todos los ámbitos”.