La Asociación Argentina de Logística Empresaria (Arlog), manifestó la preocupación de los profesionales de la cadena de abastecimiento (generadores de carga, transportistas, operadores logísticos e industrias) por las protestas realizadas en distintos puntos del país que “impiden la libre circulación de bienes cortando rutas e impidiendo el ingreso de las cargas a los lugares de abastecimiento en todo el país”.

Los cortes -que la semana pasada comenzaron el autopista La Plata-Buenos Aires y luego se extendieron a otros puntos del país- son motorizados por la Unión Nacional de Transportistas y Afines de la República Argentina (Untra), Transportistas Unidos de la Argentina (TUDA), Autoconvocados Unidos, y el Sindicato Único de Trabajadores de Administraciones Portuarias (Sutap).

Derecho constitucional

“La libre circulación es un derecho constitucional y quienes toman estas medidas deben hacerse responsables por el desabastecimiento a la población”, señala Arlog en un comunicado antes de agregar: “Somos conscientes de los problemas con el suministro de combustibles, pero se trata de una crisis energética mundial causada por la guerra en Europa. Las decisiones de los países centrales están focalizadas en priorizar su abastecimiento. Hoy el Ministro de Economía y Clima de Alemania, Robert Habeck anunció la puesta en marcha de la fase dos de su plan de emergencia energética, declarando que los hidrocarburos se han convertido en “un bien escaso” y exhortando a la población al ahorro de energía”.

En otro de los párrafos, Arlog sostiene que “la Argentina ha venido postergando desde hace décadas el desarrollo del autoabastecimiento energético que ha hecho al país dependiente de la importación de combustible. Hoy más que nunca, se pone de manifiesto esa dependencia y la urgencia en el desarrollo de energías alternativas y en destrabar la construcción del gasoducto de Vaca Muerta”.

Y aunque enfatizan que la situación actual “es insostenible”, insisten en que los cortes de ruta no son la solución sino el agravamiento del problema.

“Creemos que el Gobierno, las empresas, las cámaras y las asociaciones deben trabajar en conjunto en la resolución del problema. Los profesionales de la cadena de abastecimiento nos ponemos a disposición de las autoridades nacionales y provinciales para trabajar en estos temas, en pos de soluciones consensuadas con todos los actores del sector”, concluye el comunicado.


Imagen de portada: @PortalDiarioAR en Twitter