fbpx

Poner un camión en funcionamiento en las rutas de Argentina costó en febrero 3,6% más que en enero, según el Índice de Costos de la Federación Argentina de Entidades Empresarias del Autotransporte de Cargas (Fadeeac).
El principal motivo de la suba fue el ajuste salarial.

El rubro Conducción aumentó 13,3%. En el primer bimestre de 2020 el incremento acumulado en los costos para transportar mercadería fue de 5,79%.
Aunque se prevé una desaceleración de los costos para los próximos meses, la suba en los últimos doce meses es de 51%.
Desde Fadeeac explicaron que el hecho de que se mantengan estables varios insumos claves como el combustible, los peajes y el dólar, así como los menores incrementos relativos al personal, permiten prever que los aumentos no serán tan grandes a corto plazo, pero a pesar de ello, en febrero, la suba fue elocuente.


La aceleración de los costos en rubros vinculados a la mano de obra, como Reparaciones (3,9%) y Gastos Generales (5,7%), fueron decisivos en la ecuación final.
El cálculo incorpora la asignación extraordinaria no remunerativa acordada por Fadeeac y la Federación Argentina de Trabajadores Camioneros.

En baja

Se destacan como datos positivos del mes pasado las bajas en el Combustible (-0.69%) y nuevamente en el Costo Financiero (-4.73%), en el marco de los descensos de las tasas de interés establecidas por parte del Banco Central de la República Argentina.

Por su parte, el rubro Seguros aumentó 2%, mientras que Material Rodante y Neumáticos lo hicieron por debajo del 1% (0,82% y 0,62%, respectivamente). El resto de los rubros no presentó modificaciones en relación con enero de 2020.

Fuerte carga impositiva

Si bien se prevén mejoras en los próximos meses, el Índice de febrero representa un nuevo peso para el sector que aún opera en un contexto inflacionario, con caída en los volúmenes transportados y una carga impositiva del orden de 42% en la tarifa final del flete.
Desde la entidad reiteraron que el autotransporte de cargas y la logística no son formadores de precios, sino que sobre ellos impactan la suba de los rubros que componen los costos y los impuestos.


“Ello inevitablemente se traslada a las tarifas y, finalmente, a los bienes que consumen las familias argentinas. Por lo tanto, medidas que contemplen la importancia del sector generarán, en definitiva, un alivio para todo el circuito productivo”, dijeron desde Fadeeac por medio de un comunicado.

Un Comentario