fbpx

La presidenta del Consorcio de Gestión del Puerto de Dock Sud, Carla Monrabal, recorrió las instalaciones de la planta de refinamiento de combustibles Raízen Argentina, una de las principales empresas instaladas en el puerto bonaerense.

Raízen (Shell) anunció en 2020 un ambicioso plan de expansión y diversificación de su actividad, con una inversión de US$ 715 millones, el proyecto más grande anunciado el año pasado, en un contexto de recesión extrema agravado por la pandemia.

La empresa lanzará una nueva línea de producción de combustible al tiempo que ampliará y modernizará las instalaciones actuales.

Alineamiento

“La pandemia retrasó esta visita”, indicó Monrabal, tras agregar: “Creo que es fundamental conocer de cerca las necesidades y los proyectos, y alinearnos para potenciar el crecimiento, tanto de la empresa como del puerto”.

“Buenos Aires es una provincia petrolera y Puerto Dock Sud es uno de los más importantes por su ubicación estratégica, su cercanía con el polo logístico y su movimiento de cargas. Desde la gestión, tenemos la visión de trabajar en conjunto para ampliar el desarrollo del puerto para los derivados del combustible. Siempre teniendo el safety como nuestro eje principal”, aseguró Carla Monrabal.

Como parte de la gestión portuaria, se crearon mesas de diálogo con los actores portuarios para interiorizarse de los proyectos futuros para potenciar la competitividad operativa y logística de la plataforma portuaria.

Delegación

Monrabal se reunió con el director de Refinería Buenos Aires, Alejandro Vago; el gerente de Relaciones Externas, Fernando Rolando; el director de Relaciones Externas y Gubernamentales, Alejandro Cerviño; la coordinadora operativa del Puerto y Gas Licuado, Natalia Prosdocimi, ye el gerente de Producción, Sergio Padovani.

La presidenta del puerto estuvo acompañada por el gerente de Puerto y Logística, Adrián Minni, y la responsable de Asuntos Corporativos, Alejandra Curciarello. 

Raízen es la única refinería bonaerense que transporta  por barco más del 50% del crudo que procesa, y tiene el potencial de aumentar esa capacidad al 75%. Además, lideran el mercado de procesamiento de búnker, el combustible marítimo. 

La agenda del consorcio portuario incluye mejoras en infraestructura, la creación de un plan de control de tránsito, el dragado y trabajos relacionados con la comunidad.ç