fbpx

Un último informe de Orange, Inteligencia en tiempo real y el futuro de las cadenas de suministro, reveló que el 40% de los sectores de supply chain de las corporaciones multinacionales se vieron abrumados por las consecuencias de la pandemia.

Las herramientas digitales como la inteligencia artificial (IA) y el aprendizaje automático (ML) pueden ayudar a transformar a las empresas, mejorando la previsibilidad y la agilidad, y de esa manera hacerlas más resilientes.

IA y ML aprenden continuamente de los datos para actualizar los sistemas automatizados de forma dinámica. Ayudan a reducir el tiempo necesario para desarrollar e implementar nuevos modelos de procesos, lo que significa que la gestión del supply chain crece mucho más rápido y de manera más eficiente. También permiten la previsibilidad, lo que ayuda a las empresas a adaptar la oferta a la demanda.

Herramienta

Conocer los niveles de demanda y las formas de adaptarse en caso de crisis futuras es una herramienta poderosa y algo que la IA y el ML pueden ofrecer.

La hiperautomatización es otra tendencia digital que transformará a esta industria. Combina IA, ML y automatización de procesos robóticos (RPA) para hacer que sean más resistentes. La RPA sistematiza infinidad de tareas repetitivas con el fin de reducir errores y liberar a los trabajadores para que ejecuten tareas más complejas.

Además, la RPA y la IA complementan otras tecnologías para mejorar las decisiones comerciales, analizar datos y predecir riesgos. La previsibilidad es algo que será fundamental para que el sector avance, y así minimizar el potencial de errores y hacer que sea más eficiente y resiliente en general.

El supply chain del futuro estará impulsado por datos, lo que permitirá una visibilidad en tiempo real combinada con pronósticos altamente precisos del desempeño futuro. Una encuesta de Harvard Business Review Analytics descubrió que la digitalización de los datos de los proveedores es una prioridad máxima para los líderes empresariales en 2021. Sin embargo, nuestro informe descubrió que sólo el 45% de las organizaciones están utilizando información de datos en tiempo real para permitir una mejor toma de decisiones en sus cadenas de suministro.

Hong Kong invirtiendo en el futuro

Es difícil exagerar la importancia de las tecnologías digitales para garantizar que las cadenas de suministro sigan siendo resistentes. Es algo que Hong Kong reconoció y a lo que ha respondido, con la ciudad haciendo de la logística una prioridad después del COVID-19. En septiembre de 2020, el gobierno local asignó 44,5 millones de dólares para impulsar la inversión en tecnología en la industria de la logística.

Las empresas de logística en Hong Kong se han dado cuenta del valor de implementar herramientas de IA y ML y usar inteligencia predictiva y análisis de datos para tomar decisiones más rápidas y precisas. El resultado final de esto es tiempos más cortos para hacer llegar los bienes a los consumidores y una mejora de la productividad general.

Para ayudar a desarrollar estas capacidades, Hong Kong también estableció cinco centros de I+D de digitalización, como el Centro MultiTech (LSCM) que llevó a cabo más de 160 proyectos, conjuntamente entre la industria, la academia y el sector público, con el respaldo de 90 millones de dólares del Fondo de Innovación y Tecnología de Hong Kong.

Centrarse en la importancia de los datos en tiempo real y utilizar herramientas digitales para explotarlos permitirá a Hong Kong llevar sus capacidades logísticas al siguiente nivel. Permitir la transparencia y la visibilidad impulsará la previsibilidad necesaria para mantenerse resiliente ante cualquier interrupción o crisis futura.


El autor es gerente general de Orange Business Services para Hong Kong y Taiwán